Peregrinación a Luján: el obispo Vázquez pidió superar “todo tipo de grietas y diferencias”


Miles de personas participaron de la edición número 45 de la tradicional peregrinación juvenil a Luján, que partió el sábado al mediodía desde Liniers y llegó alrededor de las 6.00 de la mañana a la basílica donde luego el obispo de Morón, Jorge Vázquez, presidió la misa central.

El cardenal Mario Poli, arzobispo de Buenos Aires, participaba en Salta del 50º aniversario de la prelatura de Cafayate, por eso Vázquez ocupó su lugar en el altar mayor para la homilía. Desde allí envió su mensaje a los peregrinos.

“Sabemos, como ha afirmado el papa Francisco, que ‘la unidad es superior al conflicto'”, dijo Vázquez y aseguró que “no se trata de ignorarlo sino de transformarlo desarrollando una verdadera comunión en las diferencias”.

En ese sentido, dijo que un publo se construye “desde la amistad social, la solidaridad, la fraternidad, resolviendo en un plano superior todo tipo de grietas y diferencias”

“Madre, aúdanos a unirnos como pueblo”, fue el lema de la 45º peregrinación a Luán. “Este pueblo viene a renovar la fe, que es parte de su identidad, a encender la esperanza y a comprometerse en el amor para construir juntos una patria de hermanos”, dijo Vázquez.

Para finalizar, pidió “que en nuestras casas, en nuestros barrios, en nuestras ciudades podamos ser los que hoy somos aquí: un pueblo que camina unido”.





Fuente

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *