Seis municipios bonaerenses dan marcha atrás con la “Pirotecnia Cero”


La Suprema Corte volvió a fallar sobre la ordenanza que prohibía toda venta de fuegos artificiales, esta vez en Chascomús. A pesar de las denuncias de las organizaciones protectoras de animales y el impacto en personas con autismo, se extiende en el territorio la habilitación de su comercialización. 

La Justicia bonaerense ya declaró la inconstitucionalidad en cinco municipios: Alvarado, Las Flores, Quilmes, Magdalena, Florencio Varela. Con la suspensión del decreto Nº 5305/2018 local, Chascomús se suma al resto de los distritos. La Corte advirtió que “no puede haber mayor interés público que el irrestricto respeto de las normas constitucionales, internacionales y legales”.

El problema judicial es que la ley Nº 20.429, que regula la actividad comercial de fuegos artificiales, es nacional. Desde la Cámara Argentina de Empresas de Fuegos Artificiales (CAEFA) plantean que no se puede legislar en el ámbito municipal cuando existe una ley nacional. Según el organismo que nuclea a fabricantes, comerciantes e importadores de artículos de pirotecnia “la actividad genera más 1.200 empleos permanentes, más de 60.000 empleos temporarios”.

Fundaciones y ONG´s que trabajan con pacientes autistas manifiestan que por los estímulos visuales y los auditivos que genera la pirotecnia, no pueden discriminar la información produciendo un estado de ansiedad, brotes y auto lesiones. Por el lado de los animales, el uso de pirotecnia, genera taquicardia, temblores, falta de aire, náuseas, aturdimiento, pérdida de control, miedo y/o muerte. 





Fuente

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *